ARCO 2013: Mesura por mesura

ARCO 2013El año pasado menos fue más y la contención dejó paso a una edición mesurada sin excesivos golpes escénicos que elevó notablemente el nivel de calidad de la feria. Contenerse está muy bien pero hasta cierto punto, será porque lo de la austeridad está instalada en la psique de todos, pero la de ARCO 2013 ha sido una edición al gusto de las directrices de Angela Merkel (y no hablo de ventas y números) ni un atisbo de la joie de vivre que puede acompañar a lo que de banal y frívolo puede tener todo evento relacionado con el mercado del arte. Si cuando uno visita Frieze puede acabar asqueado de tanta ostentación, todo lo contrario ha pasado este año con ARCO que sin un discurso curatorial intencionado detrás, ha reflejado en cierto modo el estado moral y psíquico en el que se encuentra el país: aguantando todos la respiración, y aspirando lo justito para no ahogarse. Curioso que el humor nacional haya traspasado fronteras y contagiado a los participantes -muchísimos- que venían de fuera. Este año ARCO ha sido más internacional que nunca pero ello no ha evitado que lo local (el escenario moral del país) traspasara fronteras, y es que así debe ser, globales y locales, compartiendo crisis pero reflejándola según las circunstancias de cada cual.

Núria Güell. Galeria adn. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Núria Güell. Galeria adn. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Poca broma, parecía decirnos la feria este año y allí estaba Teresa Margolles para dejar bien clarito quiénes son los culpables: los que ejercen el poder. ARCO ha sido más política y crítica que nunca aunque esta crítica no haya venido precisamente por parte de lo presentado por las galerías españolas (creo haber leído que Helga de Alvear no trajo la obra de Santiago Sierra para evitar polémicas) sino por las Latinoamericanas. La sección Solo Projects es un buen ejemplo de ello: economía, sostenibilidad, modos de presentar la historia… hacer crítica política y social no significa hacer un discurso panfletario sino abordar cuestiones que configuran nuestra sociedad, como lo hace Núria Güell, presente en el stand de la galería  adn con Ayuda humanitaria una de las obras que forma parte de Alegaciones desplazadas exposición que todavía está en curso en el espacio de la galería en Barcelona y que discute las políticas migratorias a través de la acción directa: casándose con un cubano.

Abraham Cruzvillegas, Galería Chantal Crousel. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Abraham Cruzvillegas, Galería Chantal Crousel. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Algo de crítica a la economía, o bien de reflexión entorno a las formas de subsistencia y creación hemos visto en el stand de Chantal Crousel, enteramente dedicado a las assamblages de objetos y materiales de deshecho de Abraham Cruzvillegas, sobre la precariedad y sus formas para encontrar salida parecían hablarnos la funcionalidad trouvé del artista mexicano.

Dominique Gonzalez Foerster. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Dominique Gonzalez Foerster. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Vista del stand de Parra & Romero. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Vista del stand de Parra & Romero. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Si nos esforzamos por encontrar otras apuestas, más poéticas y no por ello menos comprometidas, las encontramos en el stand de Esther Schipper por ejemplo, muy teatral con la escenificación de Liam Gillick a través de unas esculturas que envolvían el marco de las puertas y que más bien parecían los cortinajes de un escenario que daban paso a otra instalación, silenciosa, arenosa y muy poética, la de Dominique Gonzalez-Foester. Muy bien también para Parra&Romero, con una instalación que continua lo que pudimos ver de Oriol Vilanova en Quizás es cierto en teoría que siguiendo un discurso completamente distinto se relacionaba en el display con la instalación de las escenas de vida de Elmgreen & Dragset en Helga de Alvear, cuya obra de DJ Simpson presente en el exterior del stand dialogaba bien con el Imi Knoebel que presentaba la galería de enfrente a la suya.

Stand del ProjecteSD. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Stand de ProjecteSD. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Dora García, Finnegans Wake, Galerñia Juana de Aizpuru. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Dora García, Finnegans Wake, Galería Juana de Aizpuru. ARCO 2013. Foto: Camilayelarte

Si seguimos con el repaso a los mejores stands, los winners son ProjecteSD, con el infalible Matt Mullican resolviendo a las mil maravillas cualquier espacio, con Sílvia Dauder bien acompañada por Chistoph Weber. NoguerasBlanchard se trajo un Ignacio Uriarte fantástico y también Juan López pero en versión menos lucida y espectacular de la habitual. Y si para terminar tengo que elegir un broche poético, lo haré con uno que estaba por los suelos: la alfombra de Dora García que invitaba a entrar en el stand de Juana de Aizpuru, una compleja cita (sino no sería ella) a la más compleja (sino no sería él) obra de James Joyce, “Finnegans wake”.

Lo mejor: Que ARCO atraiga participación extranjera.

Lo peor: La falta de espacios para relajarse y descansar, más bancos por favor en esas áreas tan abiertas, grises y desoladas.

Otras miradas sobre ARCO 2013: Underdogs, Semiramís en Babilonia, El Cultural, Nicola Mariani, Artribune, A*Desk

Más fotos de ARCO 2013 en nuestro álbum de fotos de Flickr

Texto original en el blog: “Camila y el Arte

Una respuesta a “ARCO 2013: Mesura por mesura

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s